Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Puede causar daño fetal administrado a mujeres embarazadas. Contraindicado en el embarazo. La paciente debe ser advertida del daño potencial para el feto. Embarazo
Puede causar daño fetal administrado a mujeres embarazadas. Contraindicado en el embarazo. La paciente debe ser advertida del daño potencial para el feto.
lactancia: evitar Lactancia: evitar
lactancia: evitar

Sistema genitourinario y hormonas sexuales  >  Hormonas sexuales y moduladores del sistema genital  >  Progestágenos y estrógenos asociados  >  Progestágenos y estrógenos, preparados secuenciales


Mecanismo de acción
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Sustituye la pérdida de producción de estrógenos en mujeres menopáusicas y la adición de progestágeno reduce, pero no elimina, el riesgo de hiperplasia endometrial inducida por estrógenos en mujeres no histerectomizadas.

Indicaciones terapéuticas
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

- Terapia hormonal sustitutiva (THS) en mujeres postmenopáusicas con síntomas de déficit estrogénico.
- Prevención de osteoporosis en mujeres postmenopáusicas con un riesgo elevado de futuras fracturas, que no toleran o en las que están contraindicadas otras alternativas terapéuticas autorizadas para la prevención de osteoporosis.
El tratamiento está destinado para mujeres en las que han transcurrido al menos 6 meses desde su última menstruación. La experiencia de tratamiento con mujeres de más de 65 años es limitada.

Posología
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Modo de administración
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Vía oral:
- Comprimido: administrar al día en el orden de la terapia estrogénica. Al comienzo de un nuevo ciclo de tratamiento normalmente aparece una hemorragia tipo menstruación. Las mujeres que no toman THS o mujeres que cambian de un producto THS combinado continuo, el tratamiento puede empezar cualquier día que convenga. Las mujeres que cambian de un régimen THS secuencial, deben comenzar el tratamiento al día siguiente de haber completado su tratamiento anterior.
Si la paciente ha olvidado la toma de un comprimido, el comprimido olvidado se debe desechar. El olvido de una dosis puede aumentar la probabilidad de hemorragias intermitentes y manchado.
- Parche transdérmico: Los parches transdérmicos deben aplicarse en el abdomen. Nunca deben colocarse en los senos o en zonas cercanas. Debe colocarse con cuidado y situarlo en una zona del abdomen limpia y seca, que no esté irritada ni escoriada. La zona de la piel no debe estar grasienta, es decir, el parche no debe utilizarse con ninguna crema hidratante, loción o aceite. Debe evitarse su colocación en la cintura porque la ropa ajustada puede despegar el parche. Los lugares de aplicación deben cambiar con un intervalo de al menos una semana entre dos aplicaciones en un lugar determinado. Una vez abierto el sobre, quitar una mitad de la cubierta protectora, sin tocar la parte adhesiva del parche con los dedos. Colocar inmediatamente el parche transdérmico en la piel. Quitar la otra mitad de la cubierta protectora y fijar firmemente el parche a la piel con la palma de la mano durante, al menos 10 segundos, asegurando un buen contacto especialmente en los bordes. Deberá advertirse a los pacientes que presten especial atención para que el parche no se despegue a la hora de bañarse o de realizar otras actividades. También se les debe informar que si el parche se despega (después de actividad física intensa, sudoración excesiva o fricción por el uso de ropa ajustada), puede volverse a colocar el mismo parche en otra zona. Posteriormente deberán reanudar el tratamiento de la forma habitual, cambiando el parche los días inicialmente planeados. Se deberá informar a los pacientes que una vez colocado el parche no puede ser expuesto a la luz solar durante largos períodos de tiempo. Si una paciente ha olvidado la aplicación de un parche, debe aplicarse un nuevo parche tan pronto como sea posible. El parche siguiente deberá aplicarse según la pauta de tratamiento original. La interrupción del tratamiento puede aumentar la posibilidad de recurrencia de síntomas y de sangrados irregulares y manchados. Si una vez despegado el parche queda algún rastro del adhesivo puede ser retirado utilizando una crema o loción grasa.

Contraindicaciones
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Hipersensibilidad a los principios activos. Cáncer de mama, antecedentes personales o sospecha del mismo. Tumores estrógeno dependientes malignos o sospecha de los mismos (p.ej. Cáncer de endometrio). Hemorragia vaginal no diagnosticada. Hiperplasia de endometrio no tratada.Tromboembolismo venoso (TEV) actual o previo (trombosis venosa profunda, embolismo pulmonar). Trastornos trombofílicos conocidos (p.ej. Deficiencia de proteína C, proteína S o antitrombina). Enfermedad tromboembólica arterial activa o reciente (p.ej. Angina, infarto de miocardio). Enfermedad hepática aguda o antecedentes de enfermedad hepática mientras las pruebas de función hepática sigan alteradas. Porfiria.

Advertencias y precauciones
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

La THS solo debe de iniciarse cuando los síntomas posmenopáusicos, deterioran la calidad de vida de la mujer. Realizar, al menos una vez al año, una valoración cuidadosa de los riesgos y beneficios de la THS, que solo debe mantenerse mientras los beneficios superen a los riesgos. Antes de iniciar o reinstaurar la THS, realizar una historia médica completa, tanto personal como familiar. En las exploraciones físicas (incluyendo pelvis y mamas) se tendrá en cuenta este historial, así como las contraindicaciones y precauciones de uso. Durante el tratamiento, se recomiendan evaluaciones periódicas cuya naturaleza y frecuencia se adaptarán a cada mujer.
- Vigilancia estrecha si está presente, se ha producido previamente y/o ha empeorado durante un embarazo o un tratamiento hormonal previo, cualquiera de los trastornos siguientes: leiomioma (mioma uterino) o endometriosis. Factores de riesgo de trastornos tromboembólicos (ver más adelante). Factores de riesgo de tumores dependientes de estrógenos, p. ej., pariente de primer grado con cáncer de mama. Hipertensión. Trastornos hepáticos (p. ej., adenoma hepático). Diabetes mellitus con o sin afectación vascular. Colelitiasis Migraña o cefalea (intensa). Lupus eritematoso sistémico. Antecedentes de hiperplasia endometrial (ver más adelante). Epilepsia. Asma. Otosclerosis. Debe tenerse en cuenta que estos trastornos pueden recidivar o agravarse durante el tratamiento.
- Se debe suspender el tratamiento en cualquiera de las siguientes situaciones: ictericia o deterioro de la función hepática. Aumento significativo de la presión arterial. Nuevo inicio de cefalea de tipo migrañoso. Embarazo.
- Hiperplasia y carcinoma endometrial: puede aparecer hemorragia por disrupción y manchado durante los primeros meses de tratamiento. Si la hemorragia por disrupción o el manchado aparecen tras llevar un tiempo en tratamiento, o continúan después de interrumpir el mismo, debe estudiarse la razón, lo que puede conllevar la realización de una biopsia de endometrio para excluir una lesión endometrial maligna.
- Cáncer de mama: la evidencia global sugiere un mayor riesgo de cáncer de mama en mujeres que toman THS con combinación de estrógeno-progestágeno, y posiblemente también, con estrógenos solos, que es dependiente de la duración de la THS. El incremento del riesgo comienza a ser aparente en los primeros años de uso, retornando a los valores basales después de algunos años (como mucho 5) de suspender el mismo. La THS, especialmente el tratamiento combinado con estrógeno-progestágeno, incrementa la densidad de las imágenes de las mamografías, lo que puede dificultar la detección radiológica del cáncer de mama.
- Cáncer de ovario: los estudios epidemiológicos sugieren un riesgo ligeramente mayor en mujeres en tratamiento con THS con estrógenos solos o con combinación de estrógenos-progestágenos, que se hace evidente a los 5 años de administración y disminuye con el tiempo después de interrumpir el tratamiento. Algunos otros estudios, incluido el estudio WHI, sugieren que el uso de THS combinada puede asociarse a un riesgo similar o ligeramente inferior.
- Tromboembolismo venoso: existe un riesgo mayor de desarrollar tromboembolismo venoso (TEV), es decir, trombosis venosa profunda o embolismo pulmonar con la THS. La aparición de uno de estos eventos es más probable en el primer año de uso de THS. Los factores de riesgo generalmente reconocidos de TEV incluyen el uso de estrógenos, la edad avanzada, la cirugía mayor o la inmovilización prolongada, la obesidad, el embarazo/ periodo post-parto, el lupus eritematoso sistémico (LES) y el cáncer. No existe consenso sobre el posible papel de las venas varicosas en el TEV. En caso de inmovilización prolongada después de una cirugía electiva, se recomienda la interrupción temporal de la THS de 4 a 6 semanas antes de la operación. El tratamiento no debe reiniciarse hasta que la mujer haya recuperado la movilidad completa.
En mujeres sin antecedentes personales de TEV pero con un pariente de primer grado con antecedentes de trombosis a una edad temprana, se puede ofrecer un cribado después de haber informado detalladamente de sus limitaciones (sólo parte de los defectos trombofílicos se identifican con el cribado). El tratamiento debe interrumpirse si aparece un cuadro de tromboembolismo venoso.
- El riesgo relativo de cardiopatía isquémica durante el uso de THS combinada con estrógenos-progestágenos está ligeramente aumentado. Puesto que el riesgo absoluto basal de cardiopatía isquémica depende fundamentalmente de la edad, el número de casos adicionales de cardiopatía isquémica por el uso de estrógenos-progestágenos es muy bajo en mujeres sanas próximas a la menopausia, pero aumenta a edades más avanzadas.
- Riesgo de accidente cerebrovascular isquémico.
- Los pacientes que requieren terapia hormonal sustitutiva tiroidea deberían acudir regularmente a monitorizar su función tiroidea durante la THS para garantizar que los niveles de hormona tiroidea permanecen dentro de un rango aceptable.
- Los estrógenos pueden inducir o agravar los síntomas de angioedema, en particular en mujeres con angioedema hereditario.
- Con disfunción renal o cardíaca, vigilancia estrecha, ya que los estrógenos pueden favorecer la retención de líquidos.
- Durante la THS o el tratamiento con estrógenos, se deberá vigilar estrechamente a las mujeres con hipertrigliceridemia preexistente, dado que se han notificado casos raros de grandes elevaciones de los triglicéridos plasmáticos que han provocado pancreatitis.
- El uso de THS no mejora la función cognitiva. Se dispone de ciertas pruebas de un mayor riesgo de demencia probable en mujeres que empiezan a utilizar THS combinada o solo con estrógenos de forma continua después de los 65 años.
- Los estrógenos aumentan la unión de globulina tiroidea (TBG) dando lugar a niveles aumentados de hormona tiroidea circulante. Las concentraciones de T3 y T4 libres no se modifican. Las concentraciones plasmáticas de otras proteínas de unión pueden encontrarse elevadas, entre ellas la globulina de unión a corticoides (CBG), la globulina de unión a hormonas sexuales (SHBG), lo que dará lugar a una elevación de corticoesteroides circulantes y esteroides sexuales respectivamente. Las concentraciones de hormona activa libre o biológicamente activa no se modifican. Otras proteínas plasmáticas como el sustrato renina/angiotensinógeno, alfa-I-antitripsina o ceruloplasmina, pueden verse también incrementadas.

Interacciones
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Eficacia disminuida por: sustancias inductoras de las enzimas del citocromo P450, como los anticonvulsivos (p. ej., barbitúricos, fenitoína, primidona, carbamazepina) y antiinfecciosos (p. ej. rifampicina, rifabutina, nevirapina, efavirenz), y posiblemente también felbamato, griseofulvina, oxcarbazepina, topiramato y productos que contengan preparados a base de hierba de San Juan (Hypericum perforatum).
Concentraciones plasmáticas aumentadas con: inhibidores potentes y moderados del CYP3A4, tales como los antifúngicos azólicos (p. ej., fluconazol, itraconazol, ketoconazol, voriconazol), verapamilo, macrólidos (p. ej., claritromicina, eritromicina), diltiazem y zumo de pomelo.
Ritonavir, telaprevir y nelfinavir, aunque conocidos como inhibidores potentes, por el contrario exhiben propiedades inductoras cuando se usan de forma concomitante con hormonas esteroides.

Embarazo
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

No está indicado durante el embarazo. Si se produce el embarazo durante el tratamiento, éste debe interrumpirse inmediatamente. Los datos clínicos disponibles en un número limitado de exposiciones durante el embarazo, indican la aparición de efectos adversos de la noretisterona en el feto. A dosis más altas de lo habitual, usadas en anticonceptivos orales y formulaciones terapia hormonal sustitutiva, se ha observado masculinización de los fetos hembra. Los resultados de la mayoría de los estudios epidemiológicos realizados hasta la fecha en los que se refería una exposición fetal a las combinaciones de estrógenos y progestágenos, no mostraron efectos teratógenos o fetotóxicos.

Lactancia
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

No está indicado.

Efectos sobre la capacidad de conducir
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

No se conoce ningún efecto sobre la capacidad para conducir vehículos o manejar maquinaria.

Reacciones adversas
Estradiol + noretisterona, preparados secuenciales

Candidiasis vaginal; dolor de cabeza, mareo, insommio, depresión; aumento de la presión arterial, agravamiento de la hipertensión; dispepsia, dolor abdominal, fatulencia, nauseas; erupción, prurito; dolor mamario, hemorragias vaginales, empeoramiento de fibromas uterinos: edema; aumento de peso; dolor de espalda, calambres en las piernas.

Monografías Principio Activo: 11/05/2020

Ver listado de abreviaturas