Aminolevulinato de metilo

lactancia: evitar
Produce reacciones de fotosensibilidad. El paciente evitará exponerse a la luz solar.

Antineoplásicos e inmunomoduladores  >  Antineoplásicos  >  Otros agentes antineoplásicos  >  Sensibilizadores usados en terapia fotodinámica y radiación


Mecanismo de acción
Aminolevulinato de metilo

Después de la aplicación tópica de aminolevulinato de metilo, se acumularán porfirinas intracelularmente en las lesiones cutáneas tratadas Las porfirinas intracelulares (incluyendo la PpIX) son compuestos fluorescentes fotoactivos que, tras su activación con luz en presencia de oxígeno, se forma singlete oxígeno, que produce daños en los compartimientos celulares, especialmente sobre las mitocondrias. La activación luminosa de las porfirinas acumuladas induce una reacción fotoquímica y, por tanto, fototoxicidad en las células diana expuestas a la luz.

Indicaciones terapéuticas
Aminolevulinato de metilo

Queratosis actínica fina o no hiperqueratósica y no pigmentada en cara y cuero cabelludo. Carcinoma basocelular superficial y/o nodular. Tto. del carcinoma de células escamosas in situ (enf. de Bowen).

Posología
Aminolevulinato de metilo

Tópica. Ads. y ancianos.
Uso de luz roja:
- Queratosis actínica fina o no hiperqueratósica y no pigmentada en cara y cuero cabelludo: 1 sesión terapia fotodinámica, evaluar después de 3 meses, repetir si es necesario.
- Carcinoma basocelular superficial y/o nodular y enf. de Bowen: 2 sesiones terapia fotodinámica con intervalo de 1 sem entre sesiones, evaluar después de 3 meses y confirmar mediante biopsia.
Uso de luz de día:
- Queratosis actínica: se debe usar para tratar lesiones de leves a moderadas. Se debe dar un tto. Evaluar a los 3 meses y si no responde adecuadamente, puede administrarse un segundo tto.

Modo de administración
Aminolevulinato de metilo

Vía tópica.
Uso de luz roja:
Aplicar una capa de crema (alrededor de 1 mm de espesor), con la ayuda de una espátula, sobre la lesión y sobre 5-10 mm de piel sana circundante. Cubrir la zona tratada con un vendaje oclusivo durante 3 h. Retirar el vendaje, limpiar la zona con solución salina y exponer inmediatamente la lesión a luz roja con un espectro continuo de 570-670 nm y a una dosis de luz total de 75 J/cm<exp>2<\exp> sobre la superficie de la lesión. Puede utilizarse luz roja con un espectro más reducido que produzca la misma activación de porfirinas acumuladas. La intensidad de la luz sobre la superficie de la lesión máxima: 200 mW/cm<exp>2<\exp>. Sólo deben utilizarse lámparas con la marca CE, equipadas con los filtros necesarios y/o espejos reflectores, para reducir al mínimo la exposición al calor, la luz azul y la radiación UV. Asegurarse de que se administra la dosis de luz correcta. La dosis luminosa se determina por factores como el tamaño del campo lumínico, la distancia entre la lámpara y la superficie cutánea, y el tiempo de iluminación. Estos factores varían en función del tipo de lámpara, y la lámpara debe utilizarse según el manual del usuario correspondiente. Se debe controlar la dosis de luz administrada, si se dispone de un detector adecuado. El paciente y la persona encargada de aplicar el tto. deben seguir las instrucciones de seguridad proporcionadas con la fuente de luz. Durante la iluminación, el paciente y la persona encargada de aplicar el tto. deben llevar gafas protectoras adecuadas para el espectro de luz de la lámpara. Durante la iluminación no es necesario proteger la piel sana no tratada que rodea a la lesión. Las lesiones múltiples pueden tratarse en una misma sesión de tto. Evaluar la respuesta de la lesión a los 3 meses y se recomienda confirmar las respuesta de las lesiones de carcinoma basocelular y de la enfermedad de Bowen mediante biopsia histológica.
Uso a la luz del día:
Se puede utilizar si las condiciones de temperatura son apropiadas para permanecer cómodamente al aire libre durante 2 h. Si el tiempo es lluvioso, o hay probabilidades de que llueva, no se debe utilizar.
Aplicar un protector solar, una vez seco, retirar las escamas y costras de la superficie de la piel. Aplicar la crema. No es necesaria la oclusión. Salir a la calle después de la aplicación de la crema o, al menos, 30 min después con el fin de evitar la acumulación excesiva de protoporfirina IX lo que produciría un dolor mayor en la exposición a la luz. Para minimizar el dolor y garantizar la máxima eficacia al paciente, debe permanecer al aire libre durante 2 h continuas a plena luz de día.Tras el periodo de exposición de 2 horas, retirar la crema mediante lavado.

Contraindicaciones
Aminolevulinato de metilo

Hipersensibilidad a aminolevulinato de metilo, carcinoma basocelular forma morfea, porfiria.

Advertencias y precauciones
Aminolevulinato de metilo

Antes de iniciar tto. interrumpir cualquier terapia con luz UV. Evitar contacto con los ojos y exposición solar de las zonas tratadas y piel circundante durante 2 días. No debe aplicarse en los párpados ni membranas mucosas. No se recomienda en el embarazo, ni en < 18 años. Puede causar sensibilización de la piel. No utilizar en queratosis actínica gruesa. Si se usa con luz de día, utilizar protectores solares con filtros químicos. No se dispone de experiencia en el tto. de lesiones pigmentadas, muy infiltrantes o localizadas en los genitales; ni de lesiones de la enf. de Bowen > de 40 mm; ni en queratosis actínica y la enf. de Bowen en trasplantados con con terapia inmunosupresora o con historia de exposición arsénica en la la enf. de Bowen. Se recomienda control de la tensión arterial antes del tto. con luz roja, el dolor durante la iluminación con luz roja puede inducir un incremento de la presión arterial, en caso de hipertensión severa, interrumpir la iluminación con luz roja, además de tomar medidas sintomáticas adecuadas.

Interacciones
Aminolevulinato de metilo

No se han realizado estudios de interacción.

Embarazo
Aminolevulinato de metilo

No hay datos del uso del aminolevulinato de metilo en mujeres embarazadas. No se han realizado estudios de toxicidad reproductora en animales. No se recomienda aminolevulinato de metilo durante el embarazo ni en mujeres en edad fértil que no estén usando métodos anticonceptivos.

Lactancia
Aminolevulinato de metilo

No se conoce si aminolevulinato de metilo/metabolitos se excretan en la leche materna. No debe excluirse un riesgo para los recién nacidos/bebés. Debe tomarse la decisión de si interrumpir la lactancia o interrumpir/abstenerse de la terapia con aminolevulinato de metilo, teniendo en cuenta el beneficio de la lactancia para el niño y el beneficio de la terapia para la mujer.

Reacciones adversas
Aminolevulinato de metilo

Parestesia, dolor de cabeza; dolor de piel, sensación de quemazón, costra, eritema; infección cutánea, úlcera cutánea, edema cutáneo, hinchazón cutánea, ampollas, hemorragia en la piel, prurito, exfoliación cutánea, calor; secreción en el lugar de aplicación, sensación de calor.

Monografías Principio Activo: 29/05/2018