Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Embarazo

Puede causar daño fetal administrado a mujeres embarazadas. Contraindicado en el embarazo. La paciente debe ser advertida del daño potencial para el feto.

lactancia: evitar


Sistema cardiovascular  >  Agentes modificadores de los lípidos  >  Modificadores de lípidos, combinaciones  >  Inhibidores de la HMG CoA reductasa, otras combinaciones


Mecanismo de acción
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Pravastatina es un inhibidor competitivo de la 3-hidroxi-3-metilglutaril coenzima A (HMG-CoA) reductasa, que cataliza el paso inicial limitante de la biosíntesis del colesterol y produce un efecto hipolipemiante por dos vías. Primero, ejerce pequeñas reducciones de la síntesis del colesterol intracelular como consecuencia de su inhibición reversible y competitiva específica de la HMG-CoA reductasa. Esto produce un incremento del número de receptores-LDL en la superficie celular y un aumento del catabolismo mediado por receptores y aclaramiento del colesterol-LDL circulante. Segundo, pravastatina inhibe la producción de LDL mediante inhibición de la síntesis hepática de colesterol-VLDL, precursor del colesterol-LDL. La acción antitrombótica se debe a la acetilación irreversible de la enzima ciclo-oxigenasa en la plaqueta, a través de la cual se inhibe la formación del tromboxano A2. Debido a la naturaleza irreversible de esta unión, el efecto persiste durante la vida de la plaqueta (7-10 días) y es acumulativo después de la administración de dosis repetidas. En consecuencia, es posible alcanzar la inhibición máxima del tromboxano A2 después de iniciar el tratamiento con dosis altas seguidas de dosis bajas de mantenimiento, para compensar la creación de nuevas plaquetas.

Indicaciones terapéuticas
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Prevención 2<exp>aria<\exp>: reducción de mortalidad y morbilidad cardiovascular en pacientes con antecedentes de IAM o angina de pecho inestable y con niveles normales o elevados de colesterol, en los cuales la combinación de pravastatina y dosis bajas de ácido acetilsalicílico se considera adecuada, junto a la corrección de otros factores de riesgo.

Posología
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Oral. Pravastatina/AAS. Ads.: 40/81mg /24 h.

Modo de administración
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Vía oral. Administrar una vez al día, preferiblemente por la noche.

Contraindicaciones
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Pravastatina:
Hipersensibilidad a pravastatina. Enfermedad hepática activa, incluyendo elevaciones persistentes e inexplicables de las transaminasas séricas cuando su límite se encuentre 3 veces por encima del límite superior de la normalidad. Embarazo y lactancia.
AAS:
Úlcera péptica activa y/o hemorragias gastrointestinales. Pacientes con alteraciones gástricas y pacientes con antecedentes de dolor gástrico cuando han utilizado previamente este medicamento. Antecedentes de ictus hemorrágico. Hipersensibilidad a derivados del ácido salicílico, como AAS o inhibidores de la prostaglandin sintetasa (p.ej., algunos pacientes asmáticos pueden sufrir un ataque de asma o desvanecimiento). Insuficiencia renal o hepática grave. Trastornos de la coagulación o diátesis hemorrágica, como hemofilia o hipoprotrombinemia. Deficiencia de glucosa-6-fosfato deshidrogenasa (deficiencia de G6Pd). Metrotexato administrado a dosis >15 mg/semana.

Advertencias y precauciones
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Pravastatina:
Trastornos hepáticos: se han observado incrementos moderados de las concentraciones de transaminasas hepáticas. En la mayoría de los casos, las concentraciones de transaminasas hepáticas han vuelto a su valor inicial sin necesidad de suspender el tratamiento. Debe prestarse atención especial a los pacientes que presenten un incremento de los niveles de transaminasas y el tratamiento debe suspenderse si se presentan elevaciones de alanin-aminotransferasa (ALT) y de aspartato-aminotransferasa (AST) que excedan tres veces el límite superior de la normalidad y se mantengan. Pravastatina debe administrarse con precaución a pacientes con antecedentes de enfermedad hepática o que consuman una gran cantidad de alcohol. Trastornos musculares: riesgo de mialgia, miopatía y, muy raramente, rabdomiolisis. Determinar los niveles de creatina-cinasa (CK). Interrumpirse temporalmente cuando los niveles de CK se encuentren 5 veces por encima del límite superior de la normalidad o cuando aparezcan síntomas clínicos severos.
El riesgo y la intensidad de los trastornos musculares durante el tratamiento con estatinas aumentan con la administración concomitante de medicamentos que interaccionan. El uso de fibratos solos se asocia ocasionalmente a miopatía. En general, debe evitarse la administración conjunta de una estatina y fibratos. La coadministración de estatinas y ácido nicotínico también debe administrarse con precaución. Se ha descrito también un aumento de la incidencia de miopatía en pacientes que reciben otras estatinas en combinación con inhibidores del metabolismo del citocromo P450. Cuando los síntomas musculares se asocian a tratamiento con estatinas, normalmente suelen resolverse después de la suspensión del tratamiento.
Antes de iniciar el tratamiento: se debe tener precaución en pacientes que presenten factores de predisposición como insuficiencia renal, hipotiroidismo, historia previa de toxicidad muscular por una estatina o un fibrato, historia personal o familiar de enfermedades musculares hereditarias o abuso de alcohol. En estos casos, se deben determinar los niveles de CK antes de comenzar el tratamiento. Valorar la determinación de los niveles de CK antes de comenzar el tratamiento en personas mayores de 70 años, especialmente en aquellos que presenten otros factores de predisposición. Si los niveles basales de CK están significativamente elevados (5 veces por encima del límite superior de la normalidad), el tratamiento no deberá instaurarse y los resultados se deben volver a determinar a los 5 - 7 días posteriores. Los niveles basales de CK también pueden servir de referencia en caso de un incremento posterior durante el tratamiento con estatinas. Durante el tratamiento, si aparece dolor muscular, sensibilidad, debilidad o calambres musculares inexplicados se deben determinar los niveles de CK, si estos son superiores a 5 veces por encima del límite superior de la normalidad), el tratamiento con estatina se debe interrumpir.
AAS:
No se recomienda el tratamiento concomitante con anticoagulantes (derivados cumarínicos, heparina) y, generalmente, deben evitarse. Estrecha supervisión en los pacientes que presenten asma bronquial y rinitis alérgica (AAS puede causar urticaria grave, angioedema). Antecedentes de úlcera péptica y/o hemorragias gastrointestinales. I.H., I.R. Concomitante con uricosúricos como benzbromarona, probenecid y sulfinpirazona. Sangrado mestrual abundante. Suspender el tratamiento con AAS antes de una intervención quirúrgica (incluyendo extracciones dentales) debido al riesgo de que se prolongue el tiempo de sangrado o de que se agrave la hemorragia. Existe una posible relación entre la administración de AAS y la aparición del Síndrome de Reye cuando se administra a niños.

Insuficiencia hepática
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Contraindicado en I.H. grave y en enf. hepática activa. Precaución en I.H. leve o moderada.

Insuficiencia renal
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Contraindicado en I.R. grave. Precaución en I.R. leve o moderada: determinar niveles de CK antes del tto.

Interacciones
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Debidas a pravastatina:
Efecto inhibido por: colestiramina/colestipol.
Acción y toxicidad potenciada por: ciclosporina.
Toxicidad potenciada por: ácido fusídico.
Debidas a AAS:
Aumenta el riesgo de hemorragias con: AINEs, ticlopidina, clopidogrel, tirofiban, eptifibatida, así como su administración con heparina y sus derivados (hirudina, fondaparinux), anticoagulantes orales y trombolíticos. Se deben controlar regularmente los parámetros clínicos y biológicos de la hemostasia.
Aumenta la toxicidad de: metotrexato administrado a dosis > 15 mg/semana. Asociación contraindicada. A dosis < 15 mg/semana, precaución.
Los antiácidos pueden aumentar la excreción renal de AAS por alcalinización de la orina.
El alcohol aumenta el daño de la mucosa gastrointestinal y prolonga el tiempo de sangrado.

Embarazo
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Pravastatina: está contraindicada durante el embarazo y sólo debe administrarse a mujeres en edad fértil cuando sea poco probable que esas pacientes se queden embarazadas y hayan sido informadas del posible riesgo. Si una paciente tiene previsto quedarse embarazada o se queda embarazada, debe informar al médico inmediatamente y debe interrumpir el tratamiento con pravastatina, debido al posible riesgo para el feto.
AAS: puede producir los siguientes efectos: inhibición del parto; producir el cierre prematuro del ductus arterial (intrauterino), hipertensión pulmonar del neonato e insuficiencia de la válvula tricúspide; daño renal con posible insuficiencia renal y oligohidramnios; y coagulación sanguínea.

Lactancia
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Contraindicado. Pravastatina y AAS se excretan en pequeñas cantidades a través de la leche materna.

Efectos sobre la capacidad de conducir
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

No tiene o tiene una influencia insignificante sobre la capacidad de conducir y utilizar máquinas. Sin embargo, cuando se conduzca o se utilicen máquinas, se debe tener en cuenta que puede aparecer mareo durante el tratamiento.

Reacciones adversas
Pravastatina y acetilsalicílico ácido

Debidas a AAS: molestias gástricas como hiperacidez y náuseas, vómitos, gastritis, pérdida de sangre leve o moderada en el tracto gastrointestinal, diarrea; aumento del tiempo de sangrado.

Monografías Principio Activo: 15/04/2020